Estudio de las Escrituras: La Vida Mortal


El apóstol Santiago enseñó que uno de los propósitos de esta vida es la de “aguantar la tentación”, a pesar de que ya no estamos en la presencia inmediata de Dios. Diligencia para resistir la tentación conduce a la vida eterna.

Tiago 1:12:

  • Bem-aventurado o homem que suporta a provação; porque, depois de aprovado, receberá a coroa da vida, que o Senhor prometeu aos que o amam.

El apóstol Pedro enseñó que la vida es una “prueba de nuestra fe”, una oportunidad para demostrar nuestra dedicación a hacer la voluntad de Dios a pesar de que ya no estamos en su presencia.

1 Pedro 1:6-7:

  • En lo cual vosotros os alegráis, aunque ahora por un poco de tiempo, si es necesario, tengáis que ser afligidos en diversas pruebas,
  • para que sometida a prueba vuestra fe, mucho más preciosa que el oro, el cual aunque perecedero se prueba con fuego, sea hallada en alabanza, gloria y honra cuando sea manifestado Jesucristo,

Leave a Comment


caracteres restantes



 
(Su e-mail nunca será publicado)